Ads 468x60px

jueves, 27 de junio de 2013

CARACTERÍSTICAS DE UN LÍDER CRISTIANO

Características de un líder cristiano

No cualquier persona puede establecer una clínica médica, o establecer una firma de ingenieros o arquitectos. Las personas que quieran ejercer dichas profesiones, deben haber cursado estudios universitarios acerca de la materia. De lo contrario un falso médico podría matar a muchas personas, o un supuesto ingeniero podría diseñar edificios que se caigan y matar a mucha gente. La obra de Dios es mucho más delicada que estas profesiones, existen algunas características que se deben poseer para poder ministrar en la casa de Dios, de lo contrario todo será un caos... 

Texto bíblico: 1 Timoteo 3:2-7.

“Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar; no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas, sino amable, apacible, no avaro; que gobierne bien su casa, que tenga a sus hijos en sujeción con toda honestidad (pues el que no sabe gobernar su propia casa,  ¿cómo cuidará de la iglesia de Dios?)…”

INTRODUCCIÓN: Viendo la sección de anuncios para empleos en uno de los periódicos de mayor circulación de esta ciudad, me llamo poderosamente la atención la diversidad de puestos de trabajo que se ofrecen cada día. Hay una gran variedad de tamaños de requisitos y beneficios. Los más pequeños dicen algo así como: " Se necesita joven chispudo (de iniciativa) para hacer mandados". Y no da mayores detalles.

Pero hay otros anuncios que llenan toda la página, y dicen en letras grandes "Empresa de sólido prestigio internacional contratará a un gerente general para el área Centroamericana", y aparecen los beneficios que recibirá la persona que ocupe este puesto. Uno piensa, que va hacer esa persona con tanto dinero. Pero al ver la lista de los requisitos, uno sabe que muy pocas personas podrán optar el cargo, pues los requisitos van desde tener dos títulos universitarios, conocimiento de tres idiomas, experiencia en puestos similares de varios años y veinte condiciones más. Sucede que si esa persona no está capacitada para el puesto podría echar a perder muchos millones de dólares o posiblemente toda la empresa.

No cualquier persona puede establecer una clínica médica, o establecer una firma de ingenieros o arquitectos. Las personas que quieran ejercer dichas profesiones, deben haber cursado estudios universitarios acerca de la materia. De lo contrario un falso médico podría matar a muchas personas, o un supuesto ingeniero podría diseñar edificios que se caigan y matar a mucha gente. La obra de Dios es mucho más delicada que estas profesiones, existen algunas características que se deben poseer para poder ministrar en la casa de Dios, de lo contrario todo será un caos.

 I.    NATURALEZA DEL TRABAJO: Veamos la descripción del trabajo a realizar.

A. BUENA OBRA DESEA:

Desde la antigüedad Satanás ha tratado de denigrar al obrero cristiano, haciéndolo quedar como un ridículo que no tiene otra cosa que hacer, o una persona ambiciosa de poder. La verdad es que el enemigo sabe lo útil que es un individuo en las manos de Dios. Pablo dignifica aquí el trabajo del hombre de Dios, afirmando que es una buena obra, la mejor obra que el ser humano pueda hacer.

B. OBISPADO:

La palabra obispo viene de la unión de dos palabras griegas que son Epi = sobre y
Scopos = vista. De lo cual deducimos que un Episcopo es aquel que tiene la vista
sobre otros, es decir un supervisor. Si usted ha sido llamado a trabajar por el
señor en el liderazgo, usted ha sido llamado a ser Episcopo, es decir, a velar por
la vida espiritual de otras personas.                         ,                                        •
Pero si usted va a velar por otros usted debe entonces ser un cristiano ejemplar.
Veamos cuales son las características que debe poseer un obispo.

II.    CARACTERÍSTICAS DE UN  LÍDER

A. CARACTERÍSTICAS DE VIDA INTERIOR:
Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar; no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas, sino amable, apacible, no avaro; que gobierne bien su casa, que tenga a sus hijos en sujeción con toda honestidad (pues el que no sabe gobernar su propia casa, ¿cómo cuidará de la iglesia de Dios?); no un neófito, no sea que envaneciéndose caiga en la condenación del diablo. También es necesario que tenga buen testimonio de los de afuera, para que no caiga en descrédito y en lazo del diablo”, 1 Timoteo 3:2-7.

1. Irreprensible: El líder debe tener buen testimonio en la casa de Dios, ser irreprensible significa que no tenga actitudes por las cuales haya que Llamarle la atención. Debe ser ejemplo en todo.

2. Marido de una sola mujer: hombre de Dios debe ser un ejemplo de
moralidad; su vida sentimental debe ser ordenada y digna de imitar: si es
casado debe respetar a su esposo (a) y guardarse de la poligamia o de la
promiscuidad (adulterio o fornicación). 
Si es soltero debe igualmente cuidar la manera en que se conduzca
sentimentalmente pues sería muy penoso que se mostrara inestable
emocionalmente o que se comporte con un novio o novia como si fuera
su esposo o esposa. El noviazgo de un líder debe también ser ejemplar.

3.   Sobrio: El antónimo de sobrio es ebrio. Un ebrio no tiene control de si mismo, por lo que hace y dice cosas de las cuales después tiene que arrepentirse. Es necesario que el líder sea sobrio, es decir dueño de sí mismo, evitando los extremismos emocionales.

4. Prudente: La prudencia implica sabiduría y discreción, la sabiduría no es acumulación de conocimiento Bíblico, es la aplicación de ese conocimiento a la vida real. La discreción debe ser parte de la vida del siervo de Dios. Muchas veces, a través de una consejería, usted se enterará de cosas que nadie debe saber, y usted, debe ser una tumba que no deje escapar ninguna información, eso es prudencia.

5. Decoroso: Esta característica tiene que ver con la imagen que el líder proyecta a la comunidad. Debe ser una persona honorable digna de respeto. Tiene mucho que ver con el arreglo personal. Debe dar una imagen de limpieza y orden interior. En los varones pedimos que a cada una de las reuniones asistan con corbata, y en las mujeres pedimos que cuiden de su vestuario para no parecer provocativo al usar pantalones, faldas cortas, escotes, etc. Debemos reflejar con nuestro vestuario, el cambio que Jesús ha hecho en nuestros corazones.

6. Hospedador: En aquellos días de persecución, la hospitalidad era vital para La sobre vivencia y una de las marcas del siervo de Dios. Hoy en día es necesario que usted tenga un corazón abierto para brindar ayuda al que la necesite, material o espiritualmente hablando.

7. Apto para enseñar: Esto nos habla de la habilidad que debe tener el líder para manejar las Escrituras. El hombre de Dios debe ser diestro en el manejo y la exposición de la escritura, para poder alimentar a su rebaño. Más adelante dedicaremos una sección completa para explicarle cómo exponer el mensaje evangelístico. Por el momento queremos recomendarle que escudriñe las Escrituras y ponga doble atención en cada mensaje, pues nadie puede enseñar aquello que no sabe.

8. No dado al vino: No podemos concebir a un líder de Dios ebrio, pues la Ebriedad viola los preceptos de Dios para aún el cristiano. (Romanos 13:12, 1 Corintios 5:11, Efesios 5:13, 1 Pedro 4:1-5).

9. No pendenciero: La Escritura aquí se refiere a aquellas personas que siempre están listas a responder a una agresión física o verbalmente. El pendenciero es un pleitista. El hombre de Dios debe ser una persona de paz, que sepa controlarse en  momentos de tensión. Debe reflejar la paz con Dios.

10. No codicioso de ganancias deshonestas: Sería muy peligroso que un siervo de Dios deseara tanto el dinero, que estuviera dispuesto a hacer cualquier cosa, aun ser deshonesto, con tal de conseguirlo. Aun en nuestra vida económica debemos ser ejemplo, pedir dinero prestado sin pagarlo es deshonestidad, girar un cheque sin fondos, tomar algo a crédito y no pagarlo es deshonestidad.

11. Amable: La palabra que se traduce como amable es "epiekeia" que significa ceder o abstenerse, y hace referencia a que el líder debe saber aplicar, no la ley en seco, sino el espíritu de la ley. Un buen líder sabe cuando se rompe una regla, por amor a uno de sus seguidores. No debemos ser tan radicales que con las reglas causemos dolor a las ovejas del Señor, si hay algo que debemos discutir podemos hacerlo en base a las reglas o en base al amor. Ser amable es saber aplicar el amor.

12. Apacible: Apacible es un hombre que destila e irradia paz. Ser apacible es la capacidad de tolerar y aceptar el punto de vista de otros. Un líder sin esta característica, creará divisiones en el mismo cuerpo de Cristo. Esta tolerancia no se refiere a tolerar falsas doctrinas, sino algunas diferencias no fundamentales dentro de la familia de Dios.

13. No avaro: La avaricia es idolatrar el dinero. Hay personas que aman tanto el dinero que lo han convertido en su Dios. No es que el dinero sea malo en si mismo, sino el amor al dinero es el pecado. Nosotros debemos saber que el dinero es solo un medio de vida y no un fin en sí mismo; todo lo que vemos le pertenece sólo a Dios; "Cuando El nos pide es porque nos quiere dar, y cuando nos da, es que nos quiere pedir". El líder debe ser ejemplo de generosidad.

B.   CARACTERÍSTICAS DE SU VIDA EN EL HOGAR:

Que gobierne bien su casa: Llama poderosamente la atención que el apóstol Pablo, no pide que el líder no sea un buen trabajador, un buen estudiante o un empresario de éxito, sino no que gobierne bien su casa, porque la iglesia no es una empresa o asociación, sino una familia. Si usted quiere saber cómo va a manejar un líder su grupo, observe su familia vs. 5 "Pues el que no sabe gobernar su casa, como cuidará de la iglesia de Dios". Una de las características fundamentales para que un hombre de Dios tenga éxito en su grupo, es que cumpla bien su función en el hogar, si usted es padre, tiene que tener a sus hijos en sujeción, si es madre debe cumplir su papel de ayuda idónea, si es hijo debe desempeñar bien ese papel respetando, honrando y obedeciendo a sus padres.

C.   CARACTERISICAS DE SU VIDAEN LA IGLESIA:

No un neófito: Hay personas que a pesar de estar por mucho tiempo en las filas del ejército del señor, nunca maduran. Siempre son niños espirituales; esos no son aptos para servir en la iglesia, quien va a servir no debe ser un neófito es decir un nuevo inmaduro, sino debe ser una persona con madurez cristiana. De lo contrario siempre habrá el peligro que caiga en el lazo del diablo por desánimo o por orgullo. La madurez viene como resultado de nuestro sometimiento a Dios y de la disposición nuestra a que él obre en nuestras vidas.

D.   CARACTERÍSTICAS DE SU VIDA EN LA CALLE.

Buen testimonio de los de afuera: El último de los requisitos es que los de
afuera tengan un buen concepto del que va a ser puesto como líder en la iglesia.
Qué triste seria que los vecinos y amigos del nuevo líder fueran los primeros
sorprendidos al saber que él ha sido ordenado como líder. Debemos ser
ejemplo no solo en la iglesia sino fuera de ella. Nuestros compañeros de trabajo
y compañeros de estudio deben reconocer que en nosotros hay algo especial: la
presencia del Espíritu Santo.

CONCLUSIÓN: Entregue al Señor las áreas que usted necesita mejorar, y ponga todo su empeño en corregir esas cosas. Cuando trabajamos en nosotros, en nuestro carácter, entonces nos convertimos en candidatos idóneos para glorificar a Dios con nuestro servicio. Adelante, Dios te necesita. 

Te invitamos a leer los siguientes artículos:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada